RLCS, Revista Latina de Comunicacion Social
Revista Latina

scimago

Scopus

sjr

RLCS y Scopus

Digital Object Identifier System - Identificador de Objetos Digitales 10.4185/RLCS-2018-1283 | ISSN 1138-5820 | RLCS, 73-2018 | Version in English language | Explicación audiovisual del autor |

Índice h de la revista (citas), según Google Scholar Metrics, g || Criterios objetivos de calidad de RLCS
¿Vale este artículo para solicitar en España un sexenio de investigación?

Cómo citar este artículo / Referencia normalizada

F Garrido-Fabián, A Eleazar Serrano-López, D Catalán-Matamoros (2018): “El uso por los periodistas de las recomendaciones de la OMS para la prevención del suicidio. El caso del periódico Abc”. Revista Latina de Comunicación Social, 73, pp. 810 a 827.
http://www.revistalatinacs.org/073paper/1283/42es.html
DOI: 10.4185/RLCS-2018-1283

 

El uso por los periodistas de las recomendaciones de la OMS para la prevención del suicidio. El caso del periódico Abc

The journalists’ use of WHO recommendations for the prevention of suicide.
The case of the newspaper Abc

Fermín Garrido-Fabián [CV] [gGS ]  [oORCID ] Departamento de Periodismo y Comunicación Audiovisual – Universidad Carlos III de Madrid, España – fermingarrido@protonmail.com

Antonio Eleazar Serrano-López [CV] [g GS ]  [oORCID ] Departamento de Biblioteconomía y Documentación, Universidad Carlos III de Madrid, España / Instituto Interuniversitario “Investigación Avanzada sobre Evaluación de la Ciencia y la Universidad” (INAECU)  – aeserran@bib.uc3m.es

Daniel Catalán-Matamoros [CV] [g GS] [oORCID ] Departamento de Periodismo y Comunicación Audiovisual – Universidad Carlos III de Madrid, España, Grupo de Investigación Ciencias de la Salud CTS-451 – Universidad de Almería, España y Laboratorio MICA-Medios, Información, Comunicación, Artes, EA 4426, Universidad Montaigne de Burdeos, Francia – dacatala@hum.uc3m.es

Abstracts
[ES] Introducción: El suicidio es la primera causa de muerte no natural en España. Según la OMS, una mejor cobertura del suicidio por los medios de comunicación puede resultar ser una estrategia efectiva para su prevención. Objetivo: Este estudio analiza si las recomendaciones de la OMS para la cobertura sobre suicidio en medios de comunicación han influido al tratamiento mediático del suicidio en el periódico Abc. Metodología: Análisis de las noticias sobre suicidios publicadas en los años 1995, 2000 y 2005. Resultados: 90 apariciones sobre suicidios fueron identificadas observándose una reducción significativa en el porcentaje de noticias que informaron sobre el método empleado, que informaron del suicidio como algo inexplicable o simplista y que describieron el suicidio como método para enfrentar problemas entre 1995 y 2005. Conclusiones: La cobertura informativa del suicidio de Abc ha mejorado entre 1995 y 2005 pero no en todos los aspectos recomendados por la OMS.
[EN] Introduction: Suicide is the first cause of non-natural death in Spain. According to the WHO, a better coverage of suicide by media can become an effective strategy for its prevention. Objective: This study analyses whether WHO recommendations for the coverage of suicide in media has influenced the mediatic treatment of suicide in the ABC newspaper. Methodology: Analysis of news about suicides published in the years 1995, 2000 and 2005. Results: 90 appearances about suicides were identified, observing a significant reduction in the percentage of news that informed about the method used, which informed about suicide as something unexplainable or simplistic and that described the suicide as method to face problems between 1995 and 2005. Conclusions: The informative coverage of Abc suicide has improved between 1995 and 2005 but not in all aspects recommended by the WHO.

Keywords
[ES]: suicidio; prevención; prensa; SUPRE; Abc; estilo.
[EN]: suicide; prevention; press; SUPRE; Abc; style.

Contens
[ES] 1. Introducción. 2. Método. 2.1. Estrategias metodológicas. 2.2. Selección de la muestra. 2.3. Variables analizadas. 2.4. Procedimiento. 3. Resultados. 4. Discusión y conclusiones. 5. Referencias bibliográficas. 6. Anexo.
[EN] 1. Introduction. 2. Methods. 2.1. Methodological strategies. 2.2. Sample selection. 2.3. Analyzed variables. 2.4. Procedure. 3. Results. 4. Discussion and conclusions. 5. List of References. 6. Annex.

Traducción de Yuhanny Henares
(Traductora académica, Universitat de Barcelona)

[ Investigación ]

| w | metadatos | Fichero pdf para imprimir | Presentación dinámica - ISSUU | Artículo acogido a Creative Commons | Referencias |
XML |
| Serie de ficheros para e-books | mobi | htmlz + lit + lrf + pdb + pmlz + rb + snb + tcr + txtz |

1. Introducción

El suicidio, definido por Albert Camus (1999) como el único “problema filosófico verdaderamente serio”, es un problema importante de salud pública. En España fallecieron 3.910 personas por suicidio y lesiones auto-infligidas en 2014 (INE, 2016), siendo la primera causa de muerte no natural del país. La tasa de suicidios por cada 100.000 habitantes en España es de 8,42 (INE, 2016). Es inferior de la tasa media global, del 11,4 en 2012 frente al 7,1 de España en aquel año (OMS, 2014), y de la tasa media de suicidios de la Unión Europea, que en 2013 se situaba en el 11,8 y la tasa española en el 6,7 (Eurostat, 2016). La prevención de los suicidios es posible y la OMS lo considera un “imperativo mundial”. Para ello, los Estados miembros de la OMS se han comprometido a intentar reducir un 10% la tasa de suicidio para el 2020 (OMS, 2014).

Entre las intervenciones preventivas se incluye la información que se difunde sobre suicidios en los medios de comunicación, ya que ha demostrado reducir las tasas de suicidio. Por lo tanto, mejorar el tratamiento mediático del suicidio es una de las estrategias claves para prevenirlo porque “la difusión apropiada de información y una campaña de sensibilización del problema son elementos esenciales para el éxito de los programas de prevención” (OMS, 2014). De esta manera, los medios de comunicación deben tener un papel activo en la prevención del suicidio en nuestra sociedad actual (OMS, 2000).

En 1999, la OMS lanzó el programa SUPRE (Suicide Prevention), una iniciativa mundial para la prevención del suicidio. En esta estrategia se enmarca la publicación del documento Prevención del suicidio: Un instrumento para profesionales de los medios de comunicación (OMS, 2000). El texto, dirigido a los profesionales de los medios de comunicación en periódicos, televisión, radio e Internet, resume la evidencia del impacto de los medios al informar sobre los suicidios y aconseja a los comunicadores cómo informar sobre los suicidios. Esta estrategia fue actualizada y ampliada en 2008 y hoy día está considerada una referencia básica para los profesionales de los medios en relación a la comunicación de suicidios.

Por ejemplo, una de las pautas recomendadas a los medios de comunicación consistía en reducir las informaciones sensacionalistas y extensas de suicidios en las portadas y titulares de los periódicos. Esto se llevó a cabo en Suiza observándose una disminución de contenidos sensacionalistas del 20% al 4% en las portadas y del 62% al 25% en los titulares (Michel, Frey, Wyss y Valach, 2000). Otro estudio encontró que tras la introducción de guías mediáticas en Viena (Austria) se redujo en seis meses un 80% los suicidios por arrollamiento en el metro, manteniéndose desde entonces en niveles bajos. Además, la tasa global de suicidios en la ciudad austríaca disminuyó (Sonneck, Etzersdorfer y Nagel-Kuess, 1994).

El abordaje periodístico responsable, siguiendo pautas establecidas por la evidencia científica, podría tener como efecto la reducción de la conducta suicida. Esto es conocido como el efecto Papageno, nombrado así por el personaje de la ópera La flauta mágica de Wolfgang Amadeus Mozart que deseaba quitarse la vida, pero fue disuadido por tres niños (Niederkrotenthaler et al., 2010). Más conocido es el efecto Werther (Philips, 1974), es decir, el incremento de los suicidios tras la publicación de una noticia de un suicidio. El origen de la asociación entre el suicidio y su tratamiento informativo es la novela de 1774 Los sufrimientos del joven Werther escrita por Johann Wolfgang von Goethe. En el libro, el protagonista se quita la vida con un disparo tras un desencuentro amoroso (Goethe, 2012). Tras su publicación se informó de que varios varones jóvenes se habían suicidado usando el mismo método, estableciéndose una relación causa-efecto entre ambos provocando la prohibición del libro en varios países europeos (Pirkis y Blood, 2001).

Otro caso fue el suicidio con un arma de fuego de un cantante famoso en Austria que produjo un incremento del 40% en el número de suicidios por armas de fuego en las tres semanas posteriores tras dedicar el mayor periódico de Austria extensos reportajes. El análisis regional encontró una fuerte correlación entre los suicidios de armas de fuego y la distribución del periódico (Etzersdorfer, Voracek y Sonneck, 2004). El efecto Werther parece ser mayor entre jóvenes y cuando el suicida es una persona famo­sa (OMS, 2008).

La revisión de la literatura científica existente sobre ambos efectos concluye que el efecto mediático en los suicidios, los intentos de suicidios y las ideaciones suicidas es un continuo entre ambos efec­tos (Sisask y Värnik, 2012; Scherr y Steinleitner, 2015). Un tratamiento irresponsable de los medios de comunicación puede provocar un incremento de comportamientos suicidas (efecto Werther) de la misma forma que los medios pueden ayudar a reducir los comportamientos suicidas cumpliendo las pautas recomendadas (efecto Papageno) o no tener ningún efecto significativo en los suicidios. No obstante, tras el suicidio del portero alemán Robert Enke en 2009 arrojándose a un tren se incrementó un 120% el índice de suicidios en las vías de ferrocarril en los 28 días posteriores a su fallecimiento pese a un tratamiento mediático sensible y las medidas preventivas tomadas (Ladwig, Kunrath, Lukaschek y Baumert, 2012). Por ello, este ámbito de estudio en comunicación social requiere la realización de un análisis en profundidad que investigue la relación entre los medios y suicidios, así como la búsqueda de estrategias para prevenir estos suicidios desde los medios.

En España, hay estudios que han analizado el tratamiento informativo del suicidio tanto en prensa (Herrera, Ures y Martínez, 2015) como en televisión (Olmo y García, 2014) pero ninguno ha abordado si la publicación del documento Prevención del suicidio: Un instrumento para profesionales de los medios de comunicación (OMS, 2000) como parte del programa SUPRE ha afectado al tratamiento informativo del suicidio, a la tasa de suicidios ni la evolución del tratamiento informativo del suicidio a lo largo de los años. En la revisión bibliográfica tampoco se ha encontrado ningún trabajo en ningún otro país que haya estudiado el efecto directo de SUPRE en los medios de comunicación. Únicamente se ha encontrado un estudio realizado en medios de Colombia que analizó las noticias de suicidio publicadas en un diario local a lo largo de seis años, concluyendo que el periódico no seguía las recomendaciones de la OMS (Rátiva, Ruiz y Medina-Pérez, 2013). Finalmente, otras investigaciones han ampliado el foco y se han centrado en la evolución temporal de la cobertura de los periódicos británicos de la salud mental (Goulden et al., 2011) y en el tratamiento de los contenidos sobre salud en los periódicos suecos (Catalán-Matamoros, Axelsson y Strid, 2007) y españoles (Rico, 2010). Por lo tanto, el objetivo principal de este trabajo es determinar si la publicación de las recomendaciones de la OMS ha tenido algún efecto en el tratamiento informativo del suicidio en prensa diaria y generalista española. Para ello, se realizará un análisis sobre la cobertura de uno de los periódicos nacionales de referencia en España, Abc.

2. Método
2.1. Estrategias metodológicas

Se realizó un estudio de tipo descriptivo y observacional, bajo un diseño no experimental. Se ha realizado un análisis de contenido incluyendo variables cualitativas. El análisis de contenido es considerado “una de las técnicas de investigación más utilizadas en ciencias sociales para comprobar  y verificar las hipótesis aplicadas a productos comunicativos o a interacciones comunicativas” (Gaitán y Piñuel, 1998: 281-283). De manera específica, se realizó un análisis de contenidos de las publicaciones realizadas en un periódico de tirada nacional.

2.2. Selección de la muestra

Para estudiar el efecto de las recomendaciones de la OMS en la prensa española se ha seleccionado como muestra el periódico nacional Abc. Según el último Estudio General de Medios (AIMC, 2017), Abc es el sexto medio de prensa generalista de pago más consumido en España con 418.000 lectores diarios. Se ha realizado una búsqueda de las noticias que informaron sobre suicidios concretos en tres momentos temporales: a) el año que se publicó el documento Prevención del suicidio: Un instrumento para profesionales de los medios de comunicación, b) cinco años antes y c) cinco años después: 1995, 2000 y 2005. Se han seleccionado estos años al considerar que es un tiempo suficiente para que se hayan podido producir algún cambio significativo en el tratamiento periodístico del tema suicidio.

La búsqueda consistió en introducir el término “suicid*” en la hemeroteca de Abc.es. De esta for­ma las diferentes variantes de la palabra “suicidio” como “suicida”, “suicidarse”, “suicidió” y “suicidaron” estaban incluidas. La búsqueda se realizó tanto en Abc Madrid como Abc Sevilla entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de los tres años citados, excluyendo los suplementos y otras ediciones de Abc.

Los criterios de inclusión de contenidos periodísticos fueron que el texto tratase sobre un suicidio, varios suicidios, un intento o intentos de suicidio específicos ocurridos hasta un año previo a la publicación de la noticia. Los artículos excluidos fueron aquellos que usaron el término de búsqueda como recurso literario o de estilo metafórico (“una política suicida”), que se referían a suicidios de animales no humanos, efemérides, artículos de opinión, tribunas abiertas, cartas al director, sinopsis de programas de televisión y obras artísticas sobre el suicidio. No fueron incluidos los casos de suicidio asistido o eutanasia, atentados suicidas, conductores suicidas o suicidios acontecidos tras realizar un asesinato, las noticias en que el suicidio era secundario, los textos que abordaban las tasas de suicidios ni las piezas culturales en torno al suicidio. Si el suicidio era una hipótesis y no un hecho confirmado el artículo también fue descartado. También se descartaron aquellos contenidos duplicados en ambas ediciones de Abc analizadas y que fueron publicadas en varios días. En ese caso se escogió la noticia más elaborada y con mayor información sobre el suceso.

2.3. Variables analizadas

Se ha realizado un análisis del contenido de los textos que cumplieron los criterios de inclusión para comprobar si cumplían las siete recomendaciones de la OMS (2000) para informar de un suicidio específico que se describen a continuación:

  1. El cubrimiento sensacionalista de suicidios deberá evitarse de manera diligente, particular­mente cuando involucra a una celebridad. Este cubrimiento deberá minimizarse hasta donde sea posible. Cualquier problema mental que la celebridad pueda haber tenido deberá recono­cerse igualmente. Deberá hacerse el mayor esfuerzo por evitar exageraciones. Las fotogra­fías de la víctima, del método empleado y de la escena del suicidio deben evitarse. Los titulares en primera página nunca son la ubicación ideal para informar sobre un suicidio.

  2. Deberán evitarse las descripciones detalladas del método usado y cómo lo obtuvo la víctima. Las investigaciones han demostrado que el cubrimiento por parte de los medios de comuni­cación tiene mayor impacto sobre el método de suicidio adoptado, que la misma frecuencia con que ocurren los suicidios. Ciertos escenarios –puentes, acantilados, edificios altos, vías férreas, etc.– están tradicionalmente asociados con el suicidio y la publicidad extra aumenta el riesgo que más personas los usen.

  3. No deberá informarse acerca del suicidio como algo inexplicable o simplista. El suicidio nunca es el resultado de un solo factor o hecho. Usualmente lo causa una compleja interac­ción de muchos factores tales como enfermedad mental y física, abuso de sustancias, conflictos familiares e interpersonales y acontecimientos estresantes. Es útil reconocer que una variedad de factores contribuye al suicidio.

  4. El suicidio no deberá describirse como un método para enfrentar problemas personales tales como bancarrota, incapacidad de aprobar un examen, o abuso sexual.

  5. Los informes deberán tener en cuenta el impacto sobre las familias y otros sobrevivientes en términos del estigma y el sufrimiento psicológico.

  6. Glorificar a las víctimas de suicidio como mártires y objetos de adulación pública, puede su­gerir a las personas vulnerables que la sociedad honra el comportamiento suicida. En vez de eso, deberá hacerse énfasis en lamentar la muerte de la persona.

  7. Describir las consecuencias físicas de intentos de suicidio (daño cerebral, parálisis, etc.) puede actuar como elemento de disuasión.

 

Estos siete puntos serán denominados en nuestro estudio como 1) referencias a problemas mentales, 2) se evita descripciones del método empleado y notas, 3) no se presenta como inexplicable o simplista, 4) no se describe como método para enfrentar problemas, 5) se menciona el impacto sobre las fami­lias, 6) no se glorifica a las víctimas como mártires y 7) descripción de las consecuencias físicas de in­tentos respectivamente. Estas variables son cualitativas: las seis primeras tienen dos posibles valores: se cumple o no se cumple y la séptima tiene tres: se cumple, no se cumple y no aplica.

2.4. Procedimiento

La frecuencia y proporción de las recomendaciones cumplidas cada año se analizaron con el progra­ma Statgraphics versión Centurion XVI. Se ha utilizado el test de chi-cuadrado de Pearson para comparar las diferencias en la proporción de recomendaciones cumplidas y del sumatorio de todas las recomendaciones en cada período de tiempo. Si el p-valor fue inferior a 0,05 para un nivel de significación del 0,95 se rechazó la hipótesis nula y se aceptó que hubo una variación estadísticamente significativa.

3. Resultados

La búsqueda arrojó 5216 resultados. Los resultados de esta búsqueda se incrementaron en un 57% entre 1995 y 2000, desde 1179 a 1852, y casi se duplicó entre 1995 a 2005, con un total de 2185 de resultados encontrados. El número de artículos relevantes, es decir, que cumplieron los criterios de inclusión, fue de 90. El número de artículos relevantes se redujo un 51% entre 1995 y 2000 y se incrementó un 14% entre 2000 y 2005, reduciéndose casi a la mitad entre 1995 y 2005, desde 43 a 25.

Tabla 1. Artículos sobre suicidios por año con la prueba χ² de Pearson para comprobar si hay dependencia de las variables.

 

Año

 

 

 

 

 

 

 

 

1995 (n=43)

2000 (n=22)

2005 (n=25)

Dependencia

Recomendación

%

n

%

n

%

n

χ2(g.l. = 2)

P

Referencias a problemas mentales

14

6

27,3

6

8

2

3,470

0,176

Se evita descripciones del método empleado y notas

9,3

4

0

0

24

6

7,097

0,029

No se presenta como inexplicable o simplista

39,5

17

77,3

17

84

21

16,352

< 0,001

No se describe como método para enfrentar problemas

60,5

26

100

22

96

24

19,756

< 0,001

Se menciona el impacto sobre las familias

14

6

0

0

0

0

7,027

0,030

No se glorifica a las víctimas como mártires

86

37

95,5

21

100

25

4,715

0,095

Total de recomendaciones cumplidas cada año

32,6

98

44,2

68

45,7

80

10,282

0,006

La frecuencia y proporción del cumplimiento de cada recomendación de la OMS se muestra en los tres años escogidos (Tabla 1). Hubo un aumento significativo en la proporción de artículos que cumplieron las recomendaciones se evita descripciones del método empleado y notas (χ2 = 7,097; d.f. = 2; p = 0,029), no se presenta como inexplicable o simplista’(χ2 = 16,352; d.f. = 2; p < 0,001) y no se describe como método para enfrentar problemas (χ2 = 19,756; d.f. = 2; p < 0,001), así como del total de recomendaciones cumplidas cada año (χ2 = 10,282; d.f. = 2; p = 0,006). No hubo, no obstante, ningún cambio estadísticamente significativo en la proporción de artículos que cumplían las recomendaciones de referencias a problemas mentales (χ2 = 3,470; d.f. = 2; p = 0,176) y no se glorifica a las víctimas como mártires (χ2 = 4,715; d.f. = 2; p = 0,095). En cambio, la proporción de artículos que cumplían la recomendación se menciona el impacto sobre las familias tiene una reducción significativa (χ2 = 7,027; d.f. = 2; p = 0,030).

Tabla 2. Artículos sobre intentos de suicidios por año con la prueba χ² de Pearson para comprobar si hay dependencia de las variables.

 

Año

 

 

 

 

 

 

 

 

1995 (n=9)

2000 (n=6)

2005 (n=8)

Dependencia

Recomendación

%

n

%

n

%

n

χ2(g.l. = 3)

P

Descripción de las consecuencias físicas de intentos

33,3

2

100

2

66,6

2

3,492

0,175

Casos en los que no hubo secuelas o no aplica

33,3

3

66,7

4

41,7

5

 

 

En relación con los intentos de suicidio, se han analizado un total de 23 casos (Tabla 2). De estos, en 12 artículos no hubo consecuencias físicas por los intentos de suicidio o no aplicaba la recomendación descripción de las consecuencias físicas de intentos y por lo tanto no han sido contabilizados. No se ha encontrado ninguna dependencia significativa entre las variables la proporción de artículos que cumplían la recomendación (χ2 = 3,429; d.f. = 3; p = 0,175).

Tabla 3. Artículos que cumplen cada uno de los consejos. %c: Porcentaje de cumplimiento de cada recomen­dación respecto al total de noticias. %r: Porcentaje de cumplimiento de cada recomendación respecto al total de recomendaciones.

 

Total (n=246)

 

Recomendación

% cumplimiento de cada recomendación

% de recomendaciones cumplidas respecto al total

n

Referencias a problemas mentales

15,6

0,1

14

Se evita descripciones del método empleado y notas

11,1

<0,1

10

No se presenta como inexplicable o simplista

61,1

22,4

55

No se describe como método para enfrentar problemas

80

29,3

72

Se menciona el impacto sobre las familias

6,7

<0,1

6

No se glorifica a las víctimas como mártires

92,2

33,7

83

Total de recomendaciones cumplidas

39

100

246

La tabla 3 compila la frecuencia de cumplimiento de las recomendaciones en los tres años y los por­centajes de cumplimiento de cada una y los porcentajes de recomendaciones cumplidas respecto al total

Tabla 4. Otras variables descriptivas de los artículos analizados.

 

Año

 

 

 

 

 

 

 

 

1995 (n=43)

2000 (n=22)

2005 (n=25)

Total (n=90)

Otros datos

%

n

%

n

%

n

%

n

Suicidios consumados

81,4

35

72,7

16

68

17

75,6

68

Intentos de suicidio

20,9

9

27,3

6

32

8

25,6

23

Suicidios individuales

83,7

36

100

22

80

20

86,7

78

Suicidios dobles

9,3

4

0

0

4

1

5,6

5

Suicidios de varias personas

7

3

0

0

16

4

7,8

7

Suicidios en España

39,5

17

50

11

32

8

28,9

36

Suicidios en otros países

58,1

25

50

11

68

17

58,9

53

Suicidios en lugar sin determinar

2,3

1

0

0

0

0

1,1

1

La tabla 4 recoge otras variables como la frecuencia y porcentajes de suicidios consumados, intentos de suicidio, suicidios individuales, suicidios dobles, suicidios de varias personas, suicidios de otros países y suicidios en lugares sin determinar en los tres años analizados y en el total de noticias analizadas.

4. Discusión y conclusión

Este estudio muestra cierto incremento en el porcentaje de cumplimiento de algunas de las recomendaciones de la OMS en cuanto a la cobertura periodística del suicidio. Se ha observado una mejora en cuanto a evitar descripciones del método empleado y notas, no presentarse como inexplicable o simplista y a que no se describe como método para enfrentar problemas. No se encontraron cambios significativos en el porcentaje de referencias a proble­mas mentales ni a la glorificación a las víctimas como mártires. En cambio, el cumplimiento de la recomendación de mencionarse el impacto sobre las familias se ha reducido en el período analizado. La recomendación de describir las consecuencias físicas de intentos de suicidio no ha mejorado su porcen­taje de cumplimiento en el período 1995-2005 aunque debe señalarse que solo 11 noticias cuentan intentos de suicidios por lo que no se pueden sacar conclusiones firmes sobre su evolución. El análisis global de las siete recomendaciones muestra una mejora en el tratamiento informativo del suicidio de Abc entre 1995 y 2005. Pese a ello, Abc incumplió de manera reiterada las recomendaciones dictadas por la OMS en la mayoría de las informaciones publicadas sobre suicidios en los años analizados.

De las siete recomendaciones para los medios de comunicación de la OMS, Abc cumplió la recomendación de no glorificar a las víctimas de suicidio en el 92% de los contenidos. En cuanto a mencionarse el impacto sobre las familias fue la recomendación seguida por el menor porcentaje de noticias (11,1%). Dado que en numerosas ocasiones las noticias sobre suicidios eran cortas, es esperable que consejos como la no glorificación de las víctimas fuesen cumplidos y otros como la mención del impacto psicológico en las familias no. El método empleado para suicidarse es habitualmente considerado digno de mención en la información, por lo que este consejo fue habitualmente incumplido.

Comparando estos datos con los obtenidos con el estudio de Herrera et al., 2013 que analizó las no­ticias relacionadas con el suicidio aparecidas en la edición digital de cinco diarios españoles, incluido Abc en septiembre y octubre de 2012, podemos comparar parcialmente los resultados de ambos trabajos. Dado que Herrera et al., 2013 no desglosa los resultados por periódico no es posible comparar directamente los resultados con los de nuestro trabajo. Sin embargo, y dado que Abc aportó el 21% de las noticias se procede a comparar los datos de 2012 con el período 1995-2005 para observar cómo las tendencias indicadas en este estudio podrían haber continuado, pero sin ánimo de sacar conclusiones definitivas debido a la limitación mencionada.

El porcentaje de noticias que hacen referencias al método (65,7%) es menor que en Abc en 1995-2005 (88,9%). Esta mala práctica informativa se ha reducido en Abc desde la publicación del documento dirigido a profesionales de la comunicación, en sintonía con la conclusión de este trabajo. Por contra, el porcentaje de noticias que ensalzan al protagonista como héroe es muy similar en 2012 (7,4%) y 1995-2005 (7,8%), constatando la conclusión de que esta variable no ha sido influida por las recomendaciones de la OMS. Aunque el porcentaje de noticias que no hacen referencias a los antecedentes en salud mental de las víctimas en 2012 es superior (92,6%) al de 1995-2005 (84,4), sí coincide con el dato de 2005 (92%). Al observarse una gran varianza en los tres años analizados en este trabajo, se puede sostener que se mantiene constante el porcentaje de noticias que mencionan antecedentes de salud mental, tal y como se hipotetiza en este trabajo.

Sí se aprecia una discordancia entre la hipótesis de que el porcentaje de noticias que narran el sufri­miento familiar disminuyó tras la publicación del documento de la OMS. En 2012 el porcentaje fue 81,8% y en 1995-2005 fue 93,3%. Debido a esta discrepancia y a que no se encuentra una causa que explique por qué la introducción de una guía mejoró el cumplimiento de algunas de las recomendaciones, pero disminuyó una, se admite la hipótesis de que no hay una tendencia en se menciona el impacto de las familias. La correlación observada podría ser espuria, ya que la diferencia no es muy significativa y el p-valor (p = 0,03) se encuentra cerca de la región de rechazo de la hipótesis.

El estreno en España en 2000 de la película Vírgenes suicidas, con su repetida aparición en cada periódico a lo largo de varias semanas en la sección Cartelera podría explicar parcialmente el incre­mento de los resultados con el término “suicid*” pese a la reducción de las noticias que hablaron de suicidios específicos. De igual manera, en 2005 los textos sobre atentados suicidas, especialmente en Iraq, fueron muy abundantes y los artículos dedicados al 11-M que incluyeron referencias a los terroristas inmolados en Leganés, denominados en la prensa como suicidas, pudieron inflar la cifra de resultados obtenidos.

Se debe destacar que, pese al aumento de los suicidios en España, de 3.157 en 1995 a 3.399 en 2005 (INE, 2016), el número de noticias sobre suicidios ocurrido en el país disminuyó en este período. Esto podría deberse a una mayor conciencia del efecto Werther y una mayor cautela para evitar contagios. Además, tanto el libro de estilo de El País como el de El Mundo incluyen referencias a cómo deben tratarse los suicidios. En el caso de El País, el periódico de información general de pago con más lectores diarios (AIMC, 2017), debe destacarse que la normativa de obligado cumplimiento en sus textos aborda las informaciones sobre suicidios en la sección 1 del principio 1, situándose en la primera página útil del libro de estilo. Por su interés se reproduce íntegro:

El periodista deberá ser especialmente prudente con las informaciones relativas a suicidios.        En primer lugar, porque no siempre la apariencia coincide con la realidad, y también porque       la psicología ha comprobado que estas noticias incitan a quitarse la vida a personas que ya           eran propensas al suicidio y que sienten en ese momento un estímulo de imitación. Los    suicidios deberán publicarse solamente cuando se trate de personas de relevancia o        supongan un hecho social de interés general. (El País, 1996, p.12)

El Mundo, el segundo periódico de información general con más lectores diarios (AIMC, 2016), reserva la parte final del libro de estilo para dictar cómo debe informarse sobre el suicidio:

Un suicidio no debe ser noticia en sí mismo. Acaba siéndolo cuando el autor es un personaje   relevante o cuando se convierte en un hecho significativo por la forma de llevarse a cabo, la       edad o el problema social que se esconda detrás.

A la hora de informar de un suicidio hay que tener en cuenta previamente dos cuestiones.      Primera, que hay que valorar el común criterio de psiquiatras y psicólogos que nos advierten       de que la noticias sobre un suicidio atrae a otras potenciales víctimas. Segunda, que no hay          que precipitarse y calificar de suicidio una muerte sólo por las apariencias. Hace falta pro­       fundizar en la noticia. (El Mundo, 1996, p.68)

Ambos periódicos coinciden en la precaución para tratar los suicidios debido al efecto Werther, pero obvian el beneficio del efecto Papageno que pueden tener si se tratan estos sucesos con criterios periodísticos rigurosos. El libro de estilo de Abc, el periódico analizado en este estudio, no incluye pautas para informar sobre los suicidios tanto en su primera edición (Vigara & Consejo de redacción de Abc, 1993) como en su segunda (Vigara & Consejo de redacción de Abc, 2001).

El debate sobre el tratamiento mediático de los suicidios no debería girar en torno al dilema de informar o no por temor al efecto Werther si no a cómo se puede informar de aquellos suicidios que son noticiables para intentar generar un efecto Papageno o al menos evitar el efecto Werther. Evitar informar sobre los suicidios no debería ser tan importante como el aumento de la calidad informativa de los suicidios que son publicados en los medios de comunicación. El objetivo de un tratamiento informativo adecuado, además de reducir las actitudes suicidas, debe ser incrementar la búsqueda de ayuda por parte de las personas vulnerables y la reducción del estigma (Niederkrotenthaler, Reidenberg, Till y Gould, 2014). Una mayor presencia de los suicidios en los medios de comunicación podría ayudar a reducir el sufrimiento de familiares y amigos de las víctimas al disminuir el estigma en torno al suicidio (Batterham, Calear y Christensen, 2013). Más investigaciones deberían analizar cómo los medios de comunicación pueden reducir el estigma en torno al suicidio sin glorificarlo y ayudar a que las personas vulnerables busquen ayuda.

Los profesionales de los medios de comunicación deben conocer las recomendaciones de la OMS y otros organismos sobre cómo informar de los suicidios y cómo no hacerlo. Como ya se ha publicado anteriormente, la comunicación influye notablemente en la salud de la población ya sea de manera positiva o negativa (Catalán-Matamoros, Muñoz-Cruzado y Fuentes-Hervías, 2010; Catalán-Matamoros, 2015). Los ejemplos de Suiza y Viena muestran que no sólo es una cuestión de ética periodística, sino que reduce las tentativas de suicidio. Las organizaciones médicas y las autoridades sanitarias también pueden jugar un papel informativo formando directamente a los profesionales periodísticos mediante charlas o folletos.

Los responsables de los medios de comunicación deben incluir, como es el caso de Abc, en su libro de estilo los consejos del programa SUPRE de la OMS. Aquellos medios de comunicación (El País y El Mundo, por ejemplo) que tienen consejos en sus libros de estilo que no están acordes con el consenso científico y que no han actualizado la parte referente al suicidio desde la aparición de la guía de la OMS en 2000 deberían actualizar sus libros de estilo. Se debe incluir referencias el efecto Papageno y el importante papel de los medios de comunicación en la prevención del suicidio. Además, la mera inclusión de las recomendaciones en los libros de estilo no es suficiente ya que los profesionales deben conocer y aplicar en la medida de lo posible las recomendaciones de la OMS. La realización de entrevistas a profesionales de los medios de comunicación para conocer el grado de conocimiento de los propios trabajadores de las directrices de la OMS sería deseable. Además de sondear el sector, esta investigación podría ayudar a que más profesionales de la comunicación conozcan los consejos a seguir para tratar mediáticamente el suicidio, lo que podría causar por sí mismo una mejora en la información periodística sobre el suicidio.

Aunque este estudio presenta datos innovadores, tiene importantes limitaciones. La fiabilidad de este estudio está muy limitada porque el universo muestral (n=90) es escaso. El hecho de que sólo tres años sean analizados para buscar una tendencia reduce la significancia de las tendencias encontradas debido a la variabilidad de las noticias. Son deseables estudios que analicen un período de tiempo mayor. De todas maneras, para garantizar la validez de este estudio se ha adaptado la metodología utilizada en estudios previos similares cómo el de Goulden et al., 2011 y Herrera et al., 2015.

La variabilidad de la cobertura informativa entre los diversos periódicos hace que sea obligatorio escoger una muestra mayor de periódicos antes de poder extrapolar estas conclusiones al resto de cabeceras. Para evitar sesgos ideológicos y de ámbito geográfico, la muestra debe ser representativa de la línea editorial y del ámbito geográfico de la prensa española. Tampoco se puede concluir nada sobre otros medios de comunicación sin que nuevas investigaciones analicen la evolución del tratamiento informativo en radio, revistas y televisión. La decisión de analizar exclusivamente aquellas noticias que informan de suicidios específicos descuida otros textos informativos que pueden contribuir a reducir las conductas suicidas. De igual forma, textos no informativos, como los de opinión, que no han sido incluidos en este trabajo deberían ser analizados.

Otra limitación del presente trabajo es la longitud de los textos de la muestra. La gran variabilidad de noticias, que van desde breves a reportajes a doble página, podría afectar al porcentaje de cumplimiento de los consejos de la OMS. Unos textos más largos podrían facilitar que algunas recomendaciones como no informar del método utilizado sean contravenidas, pero también a que el sufrimiento de los familiares o las enfermedades mentales de los suicidas sean mencionadas. Futuros estudios sobre la relación entre la longitud de un texto y el cumplimiento de las directrices de la OMS son necesarios. Un análisis cualitativo de los medios de comunicación, al convertir mensajes complejos en una serie de categorías genéricas subjetivas, es otra gran limitación del presente estudio. Por último, no es posible concluir una relación de causalidad entre la publicación de las directrices de la OMS y la variación de algunas de las características de las noticias sobre suicidios. Otros muchos factores han podido influir para producir este cambio.

Pese a todo lo dicho, la comparación de las conclusiones de este estudio con otro similar (Herrera et al., 2015) contribuye a validar los resultados. Más estudios longitudinales que analicen la variación en la cobertura informativa del suicidio y sus causas son necesarios. Nuestro estudio no pretendía realizar un abordaje extenso de la problemática sobre la comunicación de suicidios, sino que el objetivo era realizar un estudio piloto analizando el grado de cumplimiento por un periódico nacional de las recomendaciones publicadas por la OMS. La comunicación pública sobre suicidios es un ámbito muy complejo y crítico en la sociedad actual, por lo que motivamos a otros autores que investiguen en esta área para poder esclarecer sus diversos componentes e influencias.

Y para concluir, nuestro estudio pone de manifiesto que hay una cierta mejora en el tratamiento informativo del suicidio en el periódico Abc entre 1995 y 2005. Hay una tendencia desde 1995 en Abc a reducir el número de noticias de suicidios específicos que incluyen descripciones del método empleado y la publicación de notas de suicidio, que presentan el suicidio como inexplicable o causado por un sólo factor y que lo describen como método para enfrentar problemas en mayor medida. Por otro lado, no hay cambios en el porcentaje de noticias que refieren problemas de salud mental de los suicidas, que mencionan el impacto de un suicidio en familiares y amigos, y tampoco hay suficientes datos para sacar conclusiones respecto a la evolución de la descripción de las consecuencias físicas de los intentos de suicidio. La mayoría de las noticias tratan de suicidios individuales consumados en otros países. Es necesaria más investigación para evaluar la calidad del tratamiento de los medios de comunicación de sobre suicidios.

5. Bibliografía

AIMC (2017): EGM: Año móvil febrero de 2017 a noviembre de 2017: http://www.aimc.es/a1mc-c0nt3nt/uploads/2017/05/resumegm317.pdf (10-12-2017 = fecha de la consulta)

PJ Batterham, AL Calear & H Christensen (2013): “Correlates of suicide sitgma and suicide literacy in the community”. Suicide Life Threat Behav 43, pp. 406-417.

A Camus (1999): El mito de Sísifo. Madrid: Alianza Editorial.

D Catalan-Matamoros (2015): “Periodismo en salud: análisis de los públicos, formatos y efectos”. Panacea, 16, pp. 217-224.

D Catalan-Matamoros, R Axelsson & J Strid (2007): “How do newspapers deal with health in Sweden? A descriptive study”. Patient Education and Counseling 67, pp. 78-83.

D Catalan-Matamoros, M Muñoz-Cruzado, MT Fuentes-Hervías (2010): “Técnicas de comunicación para la prevención y control de enfermedades”. Revista Española de Comunicación en Salud, 1, pp. 50-65.

El Mundo (1996): Libro de estilo El Mundo. Madrid: Temas de hoy.

El País (1996): Libro de estilo El País. Madrid: Ediciones El País.

Eurostat (2016): Estadísticas de causas de muerte: http://ec.europa.eu/eurostat/statistics-explained/index.php/Causes_of_death_statistics/es (10-12-2017 = fecha de la consulta)

E Etzersdorfer, M Voracek & G Sonneck (2004): “A dose-response relationship between imitatio­nal suicides and newspaper distribution”. Archive of Suicide Research 8, pp. 137-145.

JA Gaitán & JL Piñuel (1998): Técnicas de investigación en comunicación social. Madrid: Síntesis.

JW Goethe (2012): Los sufrimientos del joven Werther. Barcelona: Debolsillo.

R Golden, E Corker, S Evans-Lacko, D Rose, G Thornicroft & C Henderson (2011): “News­paper coverage of mental illness in the UK, 1992-2008”. BMC Public Health 11, pp. 796.

R Herrera, MB Ures, & JJ Martínez Jambrina (2015): “El tratamiento del suicidio en la prensa española: ¿efecto werther o efecto papageno?”. Rev. Asoc. Esp. Neuropsiq. 35, pp. 123-134.

Instituto Nacional de Estadística (2016): Defunciones según la Causa de Muerte: http://www.ine.es/jaxiT3/Datos.htm?t=7947 (10-12-2017 = fecha de la consulta)

KG Ladwig, S Kunrath, K Lukascheck & J Baumert (2012): “The railway suicide death of a famous German football player: impact on the subsequent frequency of railway suicide acts in Germany”. J. Affect Disord. 136, pp. 194-198.

K Michel, C Frey, K Wyss & L Valach (2000): “An exercise in improving suicide reporting in print media”. Crisis 21, pp. 71-79.

T Niederkrotenthaler, M Voracek, A Herberth, B Till, M Strauss, E Etzerdorfer, et al. (2010): “Role of media reports in completed and prevented suicidie: Werther v. Papageno effects”. Br. J. Psychiatry, 197, pp. 234-43.

T Niederkrotenthaler, DJ Reidenberg, B Till & MS Gould (2014): “Increasing help-seeking and referrals for indivuals at risk for suicide by decreasing stigma: the role of mass media”. Am. J. Prev. Med., 47, pp. S235-S243.

A Olmo & D García (2014): “El tratamiento de las noticias sobre suicidios. Una aproximación a su reflejo en los medios de comunicación”. Estudios sobre el Mensaje Periodístico, 20, pp. 1149-­1163.

Organización Mundial de la Salud (2000): Prevención del suicidio: Un instrumento para profesionales de los medios de comunicación: http://www.who.int/mental_health/media/media_spanish.pdf (05-12-2017 = fecha de la consulta)
Organización Mundial de la Salud (2008): Preventing Suicide: A Resource for Media Professional:

http://www.who.int/mental_health/prevention/suicide/resource_media.pdf (05-12-2017 = fecha de la consulta)

Organización Mundial de la Salud (2014): Prevención del suicidio: Un imperativo global: http://apps.who.int/iris/bitstream/10665/136083/1/9789275318508_spa.pdf (05-12-2017 = fecha de la consulta)

DP Philips (1974): “The influence of suggestion on suicide: substantive and theoretical implica­tions of the Werther effect”. Am. Sociol. Rev. 39, pp. 340-354.

J Pirkis & R Blood (2001): “Suicide and the media. Part II: Portrayal in fictional media”. Crisis 22, pp. 155-162.

JS Rativa, VA Ruiz & OA Medina-Pérez (2013): “Análisis de las noticias sobre suicidio publicadas en un diario local de Quindío, Colombia, entre 2004 y 2011”. Rev. Cubana Hig. Epidemiol. 51, pp. 184-191.

A Rico (2010): “Análisis de los temas sanitarios publicados en dos periódicos digitales”. Revista Española de Comunicación en Salud, 1, pp. 130-136.

S Scherr & A Steinleitner (2015): “Zwischen dem Werther- und Papageno-Effekt”. Nervenarzt, 86, pp. 557-565.

M Sisask & A Värnik (2012): “Media roles in suicide prevention: a systematic review”. Int. J. Envi­ron. Res. Public Health 9, pp. 123-138.

G Sonneck, E Etzerdorfer & S Nagel-Kuess (1994): “Imitative suicide on the Viennese subway”. Soc. Sci. Med, 38, pp. 453-7.

AM Vigara & Consejo de redacción de Abc (1993): Libro de estilo de Abc. Barcelona: Ariel.

AM Vigara & Consejo de redacción de Abc (2001): Libro de estilo de Abc. Barcelona: Ariel.

Anexo I

LISTADO DE NOTICIAS ANALIZADAS


Fecha

Titular

Sección

Páginas

3/1/1995

Alarma en Estados Unidos por el suicidio de trescientos treinta policías en un año

Sociedad

75

4/1/1995 (*)

La autopsia al cuerpo del albañil de la «casa de los horrores» demuestra que se suicidó

Sucesos

58

4/1/1995

La Policía irlandesa trata de identificar el cadáver de un hombre encontrado en un piso de Dublín, con indicios de haberse suicidado...

Sucesos

58

6/1/1995

Se suicida el bilbaíno que cambiaba un riñón por un empleo

Sociedad

73

17/1/1995

Se suicida el principal obispo episcopaliano de Estados Unidos

Religión

57

24/1/1995

Muere tras prenderse fuego «a lo bonzo» en el aseo de unos grandes almacenes de Murcia

Sucesos

66

25/1/1995

Kobe: Se suicida al no poder reparar una bomba de agua averiada por el terremoto

Sucesos

66

29/1/1995

Una bala atraviesa la cara de un suicida y mata a otra persona

Sucesos

101

5/2/1995

El espíritu de Romeo y Julieta

Sucesos

88-89

18/2/1995

La Policía Municipal salva la vida a un suicida en Lavapiés

Sucesos

76

23/2/1995

Belloch podría indultar a un hombre que intentó suicidarse ayer

Sociedad

55

26/2/1995

Un presentador evita el suicidio de un espectador

Radio Televisión

116

9/3/1995

Se suicida el jefe de la Fuerza Aérea belga durante el «caso Augusta»

Internacional

35

23/3/1995

Evita el suicidio de su esposa al sostenerla en vilo veinte minutos desde un décimo piso

Sucesos

87

10/4/1995

China: suicidio por corrupción

Internacional

28

18/4/1995

Se suicida la hija de Marlon Brando, enferma desde que su hermanastro asesinó a su novio

Sucesos

80

19/5/1995

Se suicida en Comisaría el policía cordobés detenido como autor del atraco a una entidad bancaria

Sucesos

49

21/5/1995

Argelia: cineasta autoinmolado

Internacional

53

27/5/1995

Se suicida al instante de matar a una niña con su motocicleta

Sucesos

84

13/6/1995

Móstoles: se quita la vida debido, al parecer, a sus malas calificaciones

Sucesos

94

17/6/1995

Se suicida al creer, erróneamente, que le había tocado un boleto de lotería que había olvidado sellar

Sucesos

64

25/6/1995

Una historia de amor y celos acaba con un asesinato y dos suicidios en Murcia

Sucesos

87

7/7/1995

Odio sueco: hace que su mujer le avale un crédito millonario y se suicida

Educación
/Sociedad

57

12/7/1995

El «Golden Gate» cumple un macabro «record»: mil personas han acabado con su vida desde el puente

Sociedad

73

15/7/1995

Letonia: suicidio como protesta

Internacional

31

17/7/1995

Se suicida de un tiro en la cabeza el viceministro de Defensa israelí, «Mota» Gur

Internacional

34

24/7/1995

Una secta satánica puede estar tras la ola de suicidios en un pueblo colombiano

Sociedad

49

2/8/1995

El defensor del soldado pide a la Audiencia que investigue un suicidio

Nacional

22

13/8/1995

Un intento de suicidio degeneró en enfrentamiento vecinal en un barrio de Lérida

Sucesos

56

23/8/1995

Depeche Mode. David Ganan, cantante del grupo Depeche Mode, se encuentra hospitalizado en Los Ángeles, tras un intento de suicidio...

Espectáculos

69

27/8/1995

Se suicida Douglas Stegmeyer, bajista de la banda de Billy Joel

Espectáculos

73

30/8/1995

Una película de guerra en TV provoca el suicidio de un niño

Radio Televisión

107

2/9/1995

El agente encontrado esposado y carbonizado en Málaga se suicidó, según la Policía

Sucesos

71

6/9/1995

El joven que pereció al arder su piso de Carabanchel se suicidó

Sucesos

70

27/9/1995

Las amigas del Viaducto dejaron en sus cuartos fotografías de su vida

Sucesos

88-89

1/10/1995

El doble suicidio de Las Palmas hizo revivir la leyenda de Garay y Jonay

Sucesos

90-91

29/10/1995

Causa una explosión de gas al sentirse víctima del racismo

Sucesos

63

7/11/1995

Hondo pensar en Francia por el suicidio de Gilles Deleuze

Cultura

62

8/11/1995

La mujer del «capo» Leoluca Bagarella se suicidó para «lavar» el honor familiar

Sucesos

87

9/11/1995

Zoé Warwick, la ex campeona de Europa de culturismo, se suicidó ayer...

Deportes

87

1/12/1995

Italia: Una madre y sus tres hijos se quitan la vida arrojándose al vacío

Sucesos

84

9/12/1995

Piden una investigación sobre el «extraño suicidio» de un recluso en la cárcel de Jaén

Sucesos

64

14/12/1995

Unos novios se arrojan desde un edificio de 14 plantas en Barcelona

Sucesos

82

21/1/2000

El suicidio de un responsable de finanzas dramatiza la crisis interna de la CDÜ

Internacional

29

16/2/2000

Un suicida hace estallar una bomba en Pekín

Internacional

37

26/2/2000

Se suicida el presidente de la Corte Marcial

Internacional

36

27/2/2000

Se suicida el autor de varias cartas bomba

Internacional

36

29/2/2000

Un taiwanés se quema vivo para pedir la independencia mientras Pekín advierte a EE.UU. con un nuevo Vietnam

Internacional

38

5/3/2000

Ejido: el acusado de asesinar a los agricultores trata de suicidarse

Andalucía

70

26/3/2000

La Guardia Civil evita un sucidio [sic] en Utrera

Sevilla

48

31/3/2000

Impiden un intento de suicidio gracias a un rodaje

Barrios

12

20/5/2000

Jerez: un suicidio provocó el corte del tráfico ferroviario

Andalucía

62

22/5/2000

Se suicida un antiguo primer ministro

Internacional

36

23/5/2000

Un intento de suicidio provoca la muerte de dos personas y heridas a otras cinco en Écija

Sevilla

37

24/5/2000

Revelan que el disparo de la joven de Vallecas fue ante un espejo

Madrid

7

23/6/2000

Aparece el cadáver de un anciano con un machete clavado en el pecho

Sevilla

45

25/7/2000

Le arrebatan la escopeta cuando iba a suicidarse

Andalucía

50

6/8/2000

Intenta suicidarse «a lo bonzo» gritando: «¡Quiero morir, quiero morir!»

Sevilla

41

9/8/2000

Un pederasta se suicida en el Reino Unido al ser amenazado de muerte tras aparecer su nombre en «News of the World»

Sociedad

41

20/8/2000

La joven que trató de quemarse «a lo bonzo» continúa en estado crítico

Sevilla

37

8/9/2000

Aparece degollado en México un alto funcíonario relacionado con el ex represor argentino Cavallo

Internacional

36

8/10/2000

Se quita la vida Richard Farnswortll, el protagonista de «Una historia verdadera»

Gente

86

14/10/2000

Un serbio acusado de crímenes de guerra se suicida durante su arresto

Internacional

32

5/12/2000

Se suicida el compositor Gerhard Schedl

Cultura

54

16/12/2000

El sacerdote experto en sectas podría proteger a un tercero con su silenci

Sociedad

42

16/12/2000

Una anciana se suicida al perder dos millones en un timo

Andalucía

72

2/1/2005

Se quita la vida el joven que amenazó con tirarse al vacío con un niño

Nacional

26

10/1/2005

El jefe militar de Gibraltar se suicida tras ser acusado de pederastia

Internacional

30

12/1/2005

Aparece muerto el técnico que contó cómo humillaban a los surafricanos

Deportes

93

13/1/2005

La Policía cree que la doctora muerta en Tarragona se suicidó

Nacional

18

25/1/2005

Un internauta salva la vida de una mujer que quería suicidarse

Sevilla

16

26/1/2005

Intentos de suicidio en Guantánamo

Internacional

25

27/1/2005

Un suicida frustrado provoca un triple descarrilamiento en EE.UU.[sic]

Internacional

32

2/2/2005

Suicidios anunciados

Sociedad

52

3/2/2005

Se suicida el director del Mundial Montreal 2005

Deportes

95

6/2/2005

Otras nueve personas se suicidan en Japón tras llegar a un pacto por internet

Internacional

35

16/2/2005

El suicidio de un concursante no frustra el estreno de un «reality» en EE.UU. [sic]

Televisión y radio

111

25/2/2005

Se ahorca en su celda el islamista que festejó con café la matanza del 11-M

Nacional

13

5/3/2005

El suicidio del ex ministro ucraniano del Interior compromete a Kuchma

Internacional

29

22/3/2005

Los suicidas de Zamora querían llevar grilletes para evitar arrepentimientos

Nacional

18

31/5/2005

Intento de suicidio del embajador israelí en Etiopía

Internacional

26

7/4/2005

La familia de un suicida de la Armada pide una indemnización a Defensa

Sevilla

29

14/5/2005

Una mujer se suicidó con su hija de cuatro años en Barcelona

Nacional

21

26/5/2005

Investigan si el suicidio de una adolescente en Elda esconde otro caso de acoso escolar

Nacional

21

12/7/2005

Reclama a su hijo «desaparecido en España»

Internacional

31

21/8/2005

Un hombre se quema a lo bonzo y se tira por la terraza tras discutir con su novio

Sociedad

53

13/10/2005

La muerte del ministro del Interior sirio agrega incertidumbre al «caso Hariri»

Internacional

26

29/11/2005

Evitan el suicidio de una joven en Nueva Jersey

Madrid

44

30/11/2005

Los bomberos impiden un suicidio

Sevilla

11

26/12/2005

Cuatro jóvenes mueren en otro suicidio colectivo en Japón dentro de un coche

Internacional

29

(*) Nota: En negrita, la edición de Sevilla de Abc. El resto corresponden a la edición de Madrid.

_________________________________

CÓMO CITAR ESTE ARTÍCULO EN BIBLIOGRAFÍAS – HOW TO CITE THIS ARTICLE IN BIBLIOGRAPHIES / REFERENCES:

F Garrido-Fabián, A Eleazar Serrano-López, D Catalán-Matamoros (2018): “El uso por los periodistas de las recomendaciones de la OMS para la prevención del suicidio. El caso del periódico Abc”. Revista Latina de Comunicación Social, 73, pp. 810 a 827.
http://www.revistalatinacs.org/073paper/1283/42es.html
DOI: 10.4185/RLCS-2018-1283


- En el interior de un texto:

…F Garrido-Fabián, A Eleazar Serrano-López, D Catalán-Matamoros  (2018: 810 a 827)
o
…F Garrido-Fabián et al, 2018 (810 a 827) …

Artículo recibido el 19 de enero de 2018. Aceptado el 21 de abril.
Publicado el 25 de abril de 2018

___________________________________________________________________________