Revista Latina

Reseñas de libros - 2014

El cuento de la filosofía

 

Autor: Vicente Serrano

Editorial Uqbar, 2013

ISBN: 978-956-9171-23-9

153 páginas Reseña realizada por Guiomar Salvat Martinrey,

Prof. Titular Interina. Universidad Rey Juan Carlos de Madrid (España) guiomar.salvat@urjc.es


En un momento en el que las políticas educativas menosprecian el valor de la formación en las humanidades y la filosofía se presenta relegada en las prioridades de los futuros planes de estudios nos encontramos con una agradable sorpresa al publicarse una pequeña pero curiosa obra que nos acerca, que nos zambulle, en la filosofía. Pequeña por extensión, por el público al que va dirigido, que no tanto por lo que supone.

p

Acercarnos a la filosofía no es una cuestión banal, y muchos nos hemos resistido a ella, o ella se nos resistió a nosotros, por la lamentable experiencia que tuvimos cuando la empezamos a estudiar. Pero es que para presentar esta materia no había que simplificarla, si no complicarla, y es lo que hace Vicente Serrano en este trabajo. Transporta toda la complejidad del pensamiento a través de la profundidad de los conceptos sin trivializar en ningún caso los contenidos. No en vano el autor se caracteriza por alejarse de la divulgación de obviedades, es un experto en ética y filosofía alemana, autor de una docena de libros, traductor de Hegel, Nietzsche, Schelling y Fichte, así como ganador del Premio Anagrama de Ensayo de 2011 con la obra La herida de Spinoza.

Me atrevería a recomendar esta obra a todos los alumnos de la ESO o el Bachiller de manera previa a afrontar su primer curso de filosofía así como a todos aquellos que sufrimos esa formación fragmentaria, historicista e inabarcable. El primer año de filosofía en la formación preuniversitaria suele consistir en un mínimo recorrido histórico en el mejor caso acompañado de algunos fragmentos de obras relevantes: es imposible una composición de conjunto, el conocimiento de los conceptos en la época en que se formulan y una comprensión profunda y ajustada de los textos. Por eso también es necesario para los que se dejaron mucha filosofía en el camino, porque es capaz de dar coherencia a un aprendizaje que queda inconcluso para todas aquellas generaciones que no continuaron con sus estudios de filosofía. El gran valor de la obra es que en 150 páginas es capaz de ofrecer esa idea integradora que da sentido a la continuidad del pensamiento, a las cuestiones esenciales previas que deben conocerse antes de enfrentarse a cualquier estudio filosófico.

Las tres voces protagonistas de un padre y sus dos hijas van hilando la historia en torno a un juego muy especial. Y con esta excusa conocen lo que es la filosofía, desde los orígenes hasta ahora, pero sobre todo comprenden la necesidad de la filosofía hoy, para ahora, para la vida moderna. La filosofía nos es una reliquia del pasado, que también, es si cabe más necesaria que nunca. A pesar de que la necesidad de ser más productivos marque la actualidad en la educación y se pretenda arrinconarla y de este modo perdamos una herramienta esencial para el ser humano que nos incapacite para comprender la vida que nos ha tocado. Doce pequeños capítulos con los misterios del arjé o el apeirón, las ideas, la sustancia, el movimiento, Dios o la naturaleza van componiendo eso tan básico que es el andamiaje de referencia para cualquier desarrollo posterior sin esa desazón que produce la fragmentariedad y la descontextualización. Y eso es lo que nos ofrece esta obra. Por algo se incorpora en la cubierta la imagen del jardín de las delicias.